4/10/2012

Anuncian el fin de Blur y casi el de Gorillaz

Ni Blur, el proyecto con el que triunfó y se dio a conocer a finales de los 80, ni Gorillaz, una banda virtual con muchas ganas de experimentar. Ahora, al inquieto Damon Albarn le interesan otras cosas. Y eso que uno de los últimos vídeos en el que se le puede ver en Internet es en un concierto benéfico en febrero, mano a mano con el guitarrista de Blur, Graham Coxon, e interpretando un nuevo single del grupo al que pertenecen los dos y del que cada dos por tres la prensa anuncia su regreso. De hecho, ya tienen una fecha para un concierto multitudinario en Hyde Park para el 12 de agosto.

No veo ninguna grabación con Blur después de esto Pero que los fans de la formación británica no se hagan ilusiones, ha advertido Albarn en una entrevista en The Guardian: "No veo ninguna otra grabación con Blur después de esto (...), ningún disco más", ha afirmado. El británico incluso ha descartado que vuelvan a tocar los componentes de Blur juntos en directo después de la actuación de agosto: "No, no lo haremos", vuelve a negar, "y espero que sea verdad, que terminemos".

Después de haberse tomado un descanso en 2003, Blur volvió cinco años después para tocar en varias plazas y festivales. Su actuación en Brit Awards trajo el anuncio del gran directo que ofrecerían en Hyde Park este verano y que, ahora sabemos, podría ser el último.

Mientras, Albarn ha grabado con numerosos compañeros de profesión y ha buceado en la electrónica, el pop e, incluso, el reggae. Su último trabajo discográfico se titula Rocket Juice and the Moon y es el fruto de la colaboración del músico con el prestigioso maestro de la percusión nigeriano Tony Allen y Flea, popular bajista de Red Hot Chili Peppers.

Como productor, Albarn acaba de concluir un disco del cantante de soul Bobby Womack.

¿Pero qué ocurre con Gorillaz, aquella banda virtual en la que también participa Jamie Hewlett y que podría decirse que es el segundo proyecto más exitoso de Albarn, después de Blur? De él, Albarn, al que no le faltan nuevas ideas, habla en pasado: "Fue realmente maravilloso, algo espontáneo. Comenzó con dos personas sentadas en un sofá. Dijimos: "Vamos a montar una banda", explica.

Conocí a Noel Gallagher en un club, es un hombre encantador Sobre la posibilidad de que Gorillaz vuelva a meterse en el estudio, Albarn dice que es "improbable". Y esta vez no solo por decisión propia, sino por el otro 50% del grupo, Hewlett. "Jamie cree que ya ha habido suficiente Gorillaz", indica mientras insinúa que la relación con este podría haber sufrido algún altibajo.

Sin embargo, sí que ha ganado alguna amistad inesperada en los últimos tiempos, la del hombre que un día dijo que esperaba que Albarn enfermara con sida y muriera: "Conocí a Noel Gallagher en Mayfair, una sala. Lo normal es que no nos hubiéramos saludado, pero en vez de eso nos miramos y nos dijimos hola, y eso hizo que cambiara todo. Es un hombre encantador".

No hay comentarios:

Publicar un comentario