3/24/2012

One Direction

Para hacer historia en el mundo música no es imprescindible la veteranía. Esto parecen decir los rostros de los componentes de la banda One Direction desde la portada de su disco debut, Up all night, en la que aparecen muertos de la risa, supercontentos, luciendo dentaduras juveniles, irregulares, y alguna espinilla.

No nos lo podemos creer, estamos en la luna Tienen motivos para sonreír. Este quinteto británico, cuya suma de edades de sus miembros no superaría el siglo (la mayoría acaban de cumplir los 18), no solo ha logrado un disco triple platino en Irlanda, de donde procede uno de sus componentes, Niall Horan; o uno doble en Reino Unido, país en el que se hicieron célebres tras su paso por el programa de televisivo Factor X. También han conseguido la reverencia de las listas australianas y de las de otros doce países, que les han adjudicado sus números 1 por canciones como What makes you beautiful o One Thing.

En España la banda ha obtenido buenos resultados, aunque el puesto más alto alcanzado ha sido el cuarto.

Ahora, One Direction es noticia por un nuevo triunfo. Su sello ha anunciado que se ha convertido en el primer grupo británico de la historia que entra directamente en la primera posición de los charts de Estados Unidos con su debut discográfico.

"No nos lo podemos creer", ha declarado Harry Styles, el benjamín de la formación, "estamos en la luna". También Simon Cowell, el ideólogo del grupo y quien les impulsó durante su paso por Factor X, ha revelado que se sentía "muy feliz por los chicos".

Un fenómeno triunfador

De lo que no hay duda, es del buen ojo comercial de Cowell, que formó esta banda juvenil inspirado, presumiblemente, en algunas de las características que hicieron triunfar años atrás a las chispeantes Spice Girls o a Take that. Así, cada uno de los chicos que componen One Direction posee unos rasgos físicos determinados, quizá para que cada adolescente puede encontrar entre ellos a su príncipe azul ideal, sea este rubio, moreno, de ojos claros, oscuros o piel mestiza.

Además, son capaces de cantar mientras desarrollan agitadas coreografías sobre el escenario sin perder la sonrisa.

La semana pasada, más de 10.000 fans no pudieron entrar en la primera actuación en vivo del grupo en la Rockefeller Plaza de Nueva York y su gira de 2013 por Reino Unido e Irlanda ha agotado las entradas. Sin duda, se trata de todo un fenómeno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario